domingo, 6 de diciembre de 2009

LILLUS MAXIMUS SUSPIRIUM PUELLARUM

Un compañero de armas del anfiteatro de Tarraco me acaba de mandar una tablilla de cera en la que me dice, entre otras cosas, que ha salido victorioso de un buen combate el gladiador doctor Lillus Maximus, por lo que se le ha otorgado por aclamación el título suspirium puellarum, que ostentaba hasta este momento nuestro compañero de Pompeya, el famoso thraex Celadus.
Así pues, lo sentimos por ti, Celadus, y felicitamos a Lillus Maximus

Pero Marcus Iulius Catilina, por lo que le acaba de contar Suetonius, le advierte que procure no acercarse demasiado a nuestro emperador Gaius Iulius Caesar Augustus Germanicus

thraeces quosdam Germanis corporis custodibus praeposuit. Murmillonum armaturas recidit. Columbo victori. leviter tamen saucio, venenum in plagam addidit, quod ex eo Columbinum appellavit




AVE, CAESAR, MORITURI TE SALUTANT!